Como estar siempre de buen humor

Sin importar lo que hagas, algunas veces terminas de mal humor y quieres estrangular al primero que se te cruce por el camino. Cuando estas cosas ocurren, es fácil ser pesimista y no disfrutar la vida al máximo. ¿Por qué no decidirnos simplemente por estar de buen humor? Aquí te daremos algunas ideas para poder mantenerte de buen humor todo el tiempo.

  1. Sonríe. Los científicos han probado que existe una relación directa entre sonreír y estar feliz. Además, es mucho más sencillo sonreír que hacer una mueca.
  2. Ejercítate. Hacer ejercicio libera endorfinas lo que a su vez estimula la creación de dopamina. Las dos en conjunto permiten que sientas felicidad y al mismo tiempo te mantendrás en forma.
  3. Tranquilízate y relájate un poco. Respira profundamente y empieza a relajarte en tu lugar preferido. Puedes usar un sillón cómodo o también la cama.
  4. No bebas. Si bien el alcohol tiene un efecto liberador al principio, es una droga depresiva que hace que te sientas peor sin una razón aparente.
  5. Haz algo que disfrutes mucho. Toma un poco de tu tiempo haciendo eso que siempre quisiste hacer. Puede ser que te guste cocinar o también salir de paseo, haz algo que te haga feliz y te ponga en movimiento.
  6. Escucha música con un mensaje positivo. La música con un ritmo rápido y alegre puede arreglar ese humor que tienes hoy. Quizás algún ritmo que te invite a bailar un poco y sacudirte las ideas puede colaborar a mejorar tu ánimo.
  7. Piensa en algo que ames. Ten en mente las cosas que tienes en tu corazón. Piensa en los buenos momentos que pasaste en tu vida y alguna cosa que te haga feliz. De la misma forma que recordar malos momentos te pondrá triste, poner buenos momentos te alegrará el día.
  8. Piensa en los demás. No hay nada para subir el ánimo como olvidarte de ti mismo por un tiempo y mirar a tu alrededor para ver lo que otras personas necesitan. Sin importar cuan mal te sientas en este momento, siempre hay alguien que se siente más mal que tú. Hazle un favor a alguien y mira el resultado. Verás que al hacer sentir mejor a alguien, te sentirás mejor tú también.