Cómo impresionar a una mujer

Para impresionar a una mujer en las primeras citas no es necesario, a veces, hacer gran despliegue de movimientos que la hagan caer rendida. Lo más sencillo es siempre lo mejor, se dice por ahí. Por eso, el sitio Askmen.com ha elaborado una lista con las diez maneras más sencillas pero también más eficaces de impresionar a una mujer.

No se trata de dar a conocer las revelaciones jamás escritas o, lo que podría traducirse como el santo grial de la seducción, sino apenas se trata de un esbozo de lo que puede funcionarle a ellos con ellas. ¡Suerte, matador!

1. Hazle cumplidos positivos. Decirle a una mujer que te sientes muy, pero muy bien a su lado la hará sentirse de maravilla. También te permitirá dar pauta para preguntarle qué otras cosas la hacen feliz y cuáles otras la pueden hacer sentir aún mejor. Además de que quedarás bien haciendo este tipo de preguntas, a ella le encantará saber que te interesa su estado de ánimo.

2. Pídele un consejo. A las mujeres, ya sea como amigas o como cita,  les encanta que le pidas un consejo para algún tema importante de tu vida cotidiana. No se trata de contar en la primera cita los problemas, ires y venires de tu vida entera, pero ten en mente la idea de una pregunta.

Este acto le demostrará que consideras valiosas las opiniones de la gente a la que estimas o te interesa. Sólo que ten precaución de hacer como que no sabes nada acerca de la vida al hacerle una pregunta demasiado ingenua, o en todo caso, como reza el dicho mexicano “te saldrá el tiro por la culata”. Puedes preguntar por ejemplo algo sencillo  como ¿a dónde crees que debería cambiarme, a una casa o a un loft? De esta manera, al mismo tiempo, darás pie a más conversación que te permita conocerla.

3. Hazle cumplidos acerca de cómo se ve. Para todas las mujeres es importante que le digan que siempre se ve linda, hermosa, guapísima, radiante. Evita que la chica te pregunte: ¿cómo me veo?, para que hasta entonces tú debas responder, “bien”.

Si dices al encontrarse, algo como: “¡Te ves maravillosa en ese vestido!” dará mucho mejor resultado que un: “¡Qué lindo vestido usas!”. Puedes decir lo mismo pero de manera diferente. Eso cambiará mucho las cosas.

4. Ábrele la puerta. Este gesto clásico de caballerosidad masculina es verdaderamente significativo para muchas mujeres. Toda mujer podrá dejar de lado la igualdad de género, que le han quitado lo caballero a los hombres y al mismo tiempo este tipo de actos gentiles con ellas, cuando de pronto le abras la puerta del coche. Abrir la puerta para ella no requiere de mucho esfuerzo ni tiempo y sí te puede aumentar los bonos en tu trabajo de seducción.

5. Pregúntale cosas sobre ella. Cuando los hombres salen con una mujer siempre quieren hacerla sentir cómoda con ellos. Preguntarle cosas acerca de su pasado o sus cosas favoritas le permitirá a ella abrirse y sentirse más cómoda contigo. Al mismo tiempo ella te abrirá una puerta a su mundo y sabrás más datos sobre sus gustos, más que lo que puede decirte su apariencia física o vestuario.

6. Ignora a tu teléfono. Hoy en día muchos hombres piensan que en medio de una cita o en una conversación con alguien es correctamente aceptable que ellos respondan a una llamada o escriban un mensaje de texto. Cuando esa mujer realmente te interesa y quieres quedar bien con ella, apaga tu teléfono o ponlo en vibrador. Dile que lo haces para que nadie interrumpa su conversación, así ella tampoco creerá que tendrás llamadas de otras mujeres y, puesto que estás con ella, no les responderás. Dile la verdad.

7. Socializa con sus amigos. Cuando una mujer te interesa, seguramente evaluaste ya su manera de verse, sentido del humor, inteligencia. Ellas ven lo mismo en ti pero además te verán siempre como una potencial pareja. Uno de los factores que aumentarán tus puntos es el hecho de que te introduzcas sin dolor en su círculo de relaciones personales y amigos.

A las mujeres les gustan los hombres agradables, sociables y encantadores. El tipo de hombre que puede ingresar a cualquier círculo social. Si los impresionas, la impresionarás a ella. Pero no te olvides de ella y al final termines hablando más con su mejor amiga.

8. Ayúdala con su abrigo. Algo que pudiera ser del siglo pasado, cosas con las que tu abuelo conquistó a tu abuela, ¿sabes qué? ¡funcionan! Las mujeres aman esta manera de ser románticos a la vieja usanza, es decir, este tipo de cortesía que hoy ya no es tan común. Esto ayudará a que suban sus bonos de confianza en ti y a saber que en realidad quieres quedar muy bien con ella.

 9. ¡Arréglate bien! Un buen aroma siempre será agradable para toda mujer. Las mujeres quieren a sus hombres siempre bien arreglados. Quieren que se vean bien y huelan bien todo el tiempo.

10. Mírala a los ojos. Nada más sencillo que eso. Sobre todo cuando ella te hable de sí misma, de sus gustos, de su forma de ser, de lo que quiere en la vida. No se te ocurra en esos momentos ni por error bostezar, voltear la mirada a otra parte o, peor aún, mirar a otra mujer.